Con la edad aparecen arrugas en los lugares más indeseables. Uno de ellos es el entrecejo. Se trata de un lugar muy visible que, además, está expuesto a la aparición de estas molestas líneas de expresión, pues se trata de una de las zonas más expresivas de la cara. Muchas personas acuden a nuestra clínica queriendo ‘borrar’ este tipo de marcas que afean bastante el rostro. ¿Sabes cómo es posible eliminar las arrugas del entrecejo? Tenemos un tratamiento estético que consigue precisamente lo que tanto deseas: quitarlas sin dejar marca.

En el entrecejo existen dos tipos de arrugas faciales, una son las conocidas como arrugas estáticas, que son las que aparecen cuando falta elasticidad en el tejido; mientras que otras son las conocidas como arrugas de expresión, que suelen aparecer en el entrecejo debido a la actividad muscular de la cara. A menudo, sin darnos cuenta, repetimos determinados movimientos faciales de los que no somos plenamente conscientes. Esta repetición de movimientos es lo que causa estas arrugas de expresión, que se acentúan con la edad, la exposición repetida al sol, acumular mucho estrés, una mala alimentación, el tabaco o el alcohol.

Bótox para eliminar las arrugas del entrecejo

Uno de los tratamientos de medicina estética más efectivos para eliminar las arrugas del entrecejo es el bótox. La toxina botulínica es un producto muy utilizado en Medicina Estética; por sus grandes resultados y su seguridad.

Entre los beneficios del bótox para eliminar las arrugas del entrecejo destaca su capacidad para alisar la piel y disminuir así las arrugas. Es un producto muy polivalente y se puede utilizar en cualquier época del año, sin ningún tipo de problema. Su función es la de relajar el músculo. También está indicado para eliminar las arrugas de la frente; incluso las famosas patas de gallo o arrugas del cuello.

Para eliminar las arrugas del entrecejo lo que hacemos es infiltrar unas gotas de esta sustancia; para conseguir eliminar esas arrugas en la zona tratada. En este tratamiento la clave no es una cuestión de añadir volumen, sino de conseguir que se relajen los músculos para que los resultados sean naturales, de ahí la gran efectividad del bótox.